sábado, agosto 22, 2009

Vyasapuja 2009

SRILA PRABHUPADA BAJA DEL AVIÓN. MÉXICO, 1975.

por Radha Krishna das

Cada año celebramos el nacimiento de Srila Prabhupada al día siguiente del nacimiento de Krishna. Y lo hacemos porque así ocurrió en realidad; él nació al día siguiente de Janmastami. No es una fecha inventada ni acomodada. Pero así como Srila Prabhupada nació al siguiente día de Janmastami, pudo haber nacido en Janmastami mismo, o 100 días después. La relación entre esas dos fechas no tiene ningún significado especial.

Y lo digo por lo siguiente. Se ha puesto de moda en Iskcon encontrarle un sentido auspicioso al nacimiento de sus líderes. En sus biografías oficiales a menudo se informa que nacieron en alguna fecha especial del calendario vaisnava, o se relatan indicios de su grandeza desde pequeños. Parece que la idea detrás de esto es que el público vea su nacimiento como una evidencia de su elevado estatus espiritual.

Así, Bhakti Tirtha Swami “nació en una familia piadosa y con temor de Dios”. Romapada Swami desde niño “exhibió su sabiduría especial y superexcelencia en todo sentido”. Gopal Krishna Maharaja apareció en un Ekadasi, en agosto 14, 1944. Jayapataka Swami “apareció en el Ekadasi después de Rama Navami, en un ambiente de opulencia en Milwaukee (EUA)”. Y mi favorito, Guru Prasad Swami nació el mismo día que apareció el Sri Radhakunda, “indicios evidentes de su grandeza espiritual” (¡Ja ja ja!).

Y si por algún motivo alguien no nació en una fecha auspiciosa, puede decir que nació al día siguiente de la misma. La lógica aquí es que si Srila Prabhupada nació al día siguiente de Janmastami, debe ser igual de auspicioso nacer un día después de cualquier celebración vaisnava. Y al respecto, recuerdo un caso muy chusco.

Un día de marzo de 1982, me encontraba en Mayapur con Hridayananda Goswami y Panchadravida Swami. Vrajendra Kumara estaba a punto de recibir la orden de sannyasa, pues ya desde 1979 había sido aprobado para ello (“1979, Resolución 8: Son aceptados para un período de prueba de dos años para Sannyas los siguientes: ... Vrajendra Kumara Das : Panca Dravida Swami”). Aunque el sannyasa-guru de Vrajendra iba a ser Pancho, éste le pidió a Hridayananda que lo fuera. Hridayananda le contestó que no; que lo hiciera él.

Poco después Pancho me reveló una bomba y fuimos a contársela a Hridayananda. Al llegar, éste le preguntó a Pancho cómo iba todo con Vrajendra. Ahí fue cuando Pancho le dijo que Vrajendra ya no quería tomar sannyasa con ninguno de los dos, sino que ahora se quería ir a Navadvipa con Srila Sridhara Maharaja. Hridayananda estalló y pidió hablar de inmediato con Vrajendra. (Ese año habían empezado los conflictos con Sridhara Maharaja).

La conversación fue en el cuarto de Hridayananda y yo estuve presente a petición suya. El Goswami empezó predicándole a Vrajendra que no se fuera de Iskcon, argumentando la fidelidad a Srila Prabhupada y a su institución. Cuando eso no funcionó, trató de infundirle sospecha en Srila Sridhara Maharaja con los argumentos que todos ya conocemos. Pero eso tampoco dio resultado.

Finalmente Hridayananda tuvo que sacar el brahmastra más poderoso de su arsenal, y le hizo la siguiente pregunta retórica a Vrajendra: “¿No te dice nada que el día de mi ‘aparición’ sea al día siguiente de la desaparición de Srila Prabhupada?”. Sospecho que eso no le dijo nada a Vrajendra, pues al concluir la charla tomó una lancha para cruzar el Ganges hacia Navadvipa.


La secuencia Krishna->Prabhupada, Prabhupada->Yo, no impresionó a Vrajendra, ni debería impresionarnos a nosotros. El nacimiento mleecha de todos nosotros no tiene nada de auspicioso ni nada rescatable. Es sólo por la presencia compasiva de Srila Prabhupada que nuestras vidas adoptaron un sentido espiritual.


Cualquier karmi puede nacer en alguna fecha auspiciosa del calendario vaisnava, o al día siguiente o dos días después. De entrada, hay muchísimas fechas auspiciosas en este calendario; por lo tanto, las posibilidades de nacer en una son altas. Luego, nuestro querido planeta tiene una gran sobrepoblación. Estamos llegando a los 7 mil millones de personas. Es probable que 19 millones de ellos hayan nacido en Janmastami, y otros tantos hayan nacido al día siguiente de la desaparición de Srila Prabhupada, o en algún ekadasi, etc. Pero eso no los hace devotos especiales.


No debemos confundir las causas con los efectos, ni la gimnasia con la magnesia. Así como el devoto puro le da el sentido sagrado incluso a un lugar de peregrinaje, tirthi-kurvanti tirthani (NBS. 69), del mismo modo el devoto puro le da relevancia a una fecha, y no al revés. Es allí donde se equivocó Hridayananda cuando le presentó este argumento a Vrajendra. Y es allí donde se equivocan las biografías de los “cigotos de devoto puro”.


En el caso de Srila Prabhupada, fueron sus actos manifiestos, desde su infancia, los que nos dicen que es un vaisnava puro, con una misión espiritual específica en este mundo. Srila Prabhupada es alguien que no importa en qué fecha hubiera nacido, su vida de devoción la hubiera vuelto auspiciosa, así como el vaisnava purifica los sitios de peregrinaje que visita.

Pero vayamos al evento de Vyasapuja del templo de México. Esta fecha tan especial se presta para alabar y rememorar las cualidades y la misión de Srila Prabhupada. Para el caso los devotos presentan ofrendas habladas en su honor, en particular sus discípulos directos, los así llamados “discípulos de Srila Prabhupada”. Pues, uno a uno, ellos desfilaron ante el vyasasana y el micrófono, para expresar sus sentimientos personales y su entendimiento filosófico de la persona de Srila Prabhupada.

NANDANANDANA PRABHU

No había muchos “discípulos de Srila Prabhupada” presentes. Conté apenas seis discípulos, incluyéndome a mí y al Sistema de Posicionamiento Global (GPS). Cada vez somos menos, y nuestro papel empieza a verse como el de los veteranos de la Revolución Mexicana, quienes siempre eran invitados a participar en los eventos conmemorativos de la Revolución, hasta que murió el último de ellos.

En algún momento me invitaron a decir también unas palabras como ofrenda a Srila Prabhupada, a lo cual me rehusé. No es que fuera melindroso, pues tenía algunas razones para ello. Primero, no había escrito ninguna ofrenda y no quería improvisar algunas palabras superficiales. Segundo, se han dicho tantas cosas ya, que no le veía mucho sentido decir algo que no fuera realmente relevante en el contexto de la realidad actual de Iskcon y de Iskcon México. Y tercero, honestamente pensé que presentar alguna alabanza a Srila Prabhupada en Iskcon sería como afirmar que es allí donde se le está representando correctamente, cosa que no creo.

UDDHARANA PRABHU

A pesar de esa convicción mía, fui al templo de Iskcon porque no tenía otro lugar cercano dónde celebrar el Vyasapuja. Otros años lo he hecho en Los Angeles, o en casa de devotos donde hacen eventos más sencillos aunque de gran significado.

Luego de las ofrendas personales estuvo la ofrenda de bhoga y el puspanjali. Al terminar eso culminó el evento con el ágape de prasadam. Yo me formé en la fila para recibir mi plato, y estando allí me empezaron a llamar para que fuera a tomar prasadam precisamente con los “discípulos de Srila Prabhupada”. Esto era dentro del templo, a puertas cerradas, y con el prasadam más selecto de las ofrendas.

RAM GOVINDA SWAMI

Yo me negué a entrar por una razón muy sencilla. Al aceptar privilegios y prerrogativas como discípulos de Srila Prabhupada, tácitamente estamos aceptando y avalando también el sistema artificial de privilegios y elitismo de Iskcon que culmina en el sistema de gurus y el esquema de GBCs a perpetuidad.

No puedes decir que rechazas un sistema de privilegios (el de gurus) y al mismo tiempo participar en otro sistema de privilegios que progresivamente lleva al primero. Si decimos que todos somos herederos de Srila Prabhupada, debemos demostrarlo en los hechos y compartir esa herencia con todos los demás devotos. No puedes lograr eso si tú mismo te alejas de ellos para cobrar un privilegio.


Algunos dirán que soy un hipócrita al hablar así, porque al final sí me senté a comer en el selecto y pequeño grupo de “discípulos de Srila Prabhupada”. Reconozco que eso es verdad, pero ocurrió porque luego de que me insistieron que entrara —y yo me negara reiteradamente a hacerlo—, dos devotos me metieron a empujones al recinto. Como la fila para el prasadam general era todavía muy larga, como tenía que regresar pronto a la oficina, y como además unas samosas empezaron a "echarme ojitos", sucumbí ante la propuesta y me senté a degustar el mahaprasadam que nos estaba esperando.

Sin embargo, prometo tratar el año entrante de comer con toda la congregación, sin privilegios ni exclusividades, para que ese concepto fraternal de la relación pareja que todos tenemos con Srila Prabhupada se manifieste con más autenticidad.

9 comentarios:

jagad dijo...

Eso de tomar prasadam separados del resto de los devotos es tipico. Algunos siguen pensando que esa acción marca la diferencia de jerarquías entre los devotos a tal punto que muchos anhelan algún día poder entrar al grupo selecto de los comedores de mahaprasadam. Recuerdo cuando vivía en el templo ,en esa epoca había un gran número de sankirtaneros distribuídores de libros, se hací aun prasadam especial para recibirlos por la noche cuando ellos regresaban de su servicio, realmente se lo merecían , pero también los devotos que tenían otras actividades, como limpiar el templo,lavar la ropa, cortar el bhoga, cocinar, hacer la compras, etc., etc..pero para estos ese prasadam especial estaba vetado, mismo aunque hayan pasado todo el trabajando ( perdón, haciendo servicio), no eran merecedores de ese prasadam . Eso creaba diferentes estados de conciencia en los devotos , algunos sankirtaneros comenzaban a pensar en que realmente ellos eran especiales y los que quedaban en el templo eran solo karmis que cantaban rondas, esto lo escuche en una clase de un lider de sankirtan. Algunos devotos que permanecían en el templo se sentían motivados a salir a distribuír libros para luego pertenecer al grupo selecto de los comedores de maha. Claro también existían los que no les importaba pertenecer a ningún grupo especial sino que convivían armoniosamente haciendo el servicio que les tocaba.
Lo mismo sucede actualmente por lo que parece, el día de Yasa Puja de Srila Prabhupada también estuve en el templo de México, solo que por motivos de trabajo llegue como a las 16hs pensando llegar a pleno evento pero no,no fué así, llegue cuando estaban limpiando el templo y me sucedió lo que sucede siempre que voy allí,nada, absolutamente nada. Nadie saluda, ni se acercan a preguntar la hora, será que con los devotos dentro del templo la politica es la misma y or eso en los kirtans las mayorías de las veces, o al menos de las que yo asisto el que lo dirigí nunca tiene ropa devocional, donde tocan un tamborcito y un gong como esquizofrenicos creyendo que la finalidad es hacerle un hoyo al instrumento, el gong casí ,casí.
Ví un grupo de devotos mayores, me refiero a la edad, cahrlando en el patio y supuse que eran discipulos de Srila Prabhupada, por un lado me agrado verlos y por otro pensé lo mismo que manifiestas en tu artículo, como que son pocos tomando en cuenta que Srila Prabhupada visito México y siendo este un yatra que tiene varios años de existencia continua.
No conosco a esos discipulos de Srila Prabhupada así que por favor sepan que no es mi intención ofenderlos ni nada que se les paresca , pero sinceramente se sienten alagados de ser separados de la comunidad?, alguien puede ver esa acción como una actitud de respeto pero también siendo rebuscados podemos compararlo como cuando tenemos un pariente con una enfermedad contagiosa, lo seguimos queriendo pero mejor no acercarnos a ellos.
No hubiese sido mas agradable y ejemplificador aprovechar esa fecha y ser uds. los que sirvieran el prasadam al resto de la comunidad, como lo hacía Srila Prabhupada cuando comenzó a hacer sus primeros programas?.
Con tantos años en el movimiento no tengo dudas que lo han hecho miles de veces , hagan un ejercicio de memoria y recuerden la sensación tan gratificante ver a los devotos tomar prasadam .
mientras los servimos.
Pero bueno, la consigna sigue siendo: "Dime que comes y te diré quien eres".

Todas las glorias a Srila Prabhupada!

jagad dijo...

Eso de tomar prasadam separados del resto de los devotos es tipico.
Algunos siguen pensando que esa acción marca la diferencia de jerarquías entre los devotos a tal punto que muchos anhelan algún día poder entrar al grupo selecto de los comedores de mahaprasadam.

Recuerdo cuando vivía en el templo, en esa epoca había un gran número de sankirtaneros, distribuídores de libros, se hacía un prasadam especial para recibirlos por la noche cuando ellos regresaban de su servicio y en verdad se lo merecían,(aunque todos sabiamos que de la dieta sankirtanera de platanos, dulce de leche y claro su rigurosa siesta) pero también los devotos que tenían otras actividades, como limpiar el templo,lavar la ropa, cortar el bhoga, cocinar, hacer la compras, etc., etc.,eran merecedores, pero para estos ese prasadam especial estaba vetado, mismo aunque hayan pasado todo el día trabajando ( perdón, haciendo servicio), no eran favorecidos con ese prasadam .
Eso creaba diferentes estados mentales en los devotos, algunos sankirtaneros comenzaban a pensar en que realmente ellos eran especiales y los que quedaban en el templo eran solo "karmis que cantaban rondas", esto lo escuche en una clase de un lider de sankirtan.
Algunos devotos que permanecían en el templo se sentían motivados a salir a distribuír libros para luego pertenecer al grupo selecto de los comedores de maha.
Cláro también existían los que no les importaba pertenecer a ningún grupo especial sino que convivían armoniosamente haciendo el servicio que les tocaba.
Lo mismo sucede actualmente por lo que parece.
El día de Vyasa Puja de Srila Prabhupada también estuve en el templo de México, solo que por motivos de trabajo llegue como a las 16hs pensando llegar a pleno evento pero no,no fué así, llegue cuando estaban limpiando el templo y me sucedió lo que sucede siempre que voy allí, nada, absolutamente nada. Nadie saluda, ni se acercan a preguntar la hora, será que para los devotos dentro del templo la politica es la misma? y por eso en los kirtans las mayorías de las veces, o al menos de las que yo asisto el que lo dirige nunca tiene ropa devocional, donde tocan un tamborcito y un gong como esquizofrenicos creyendo que la finalidad es hacerle un hoyo al instrumento, el gong ya casí lo tiene.
Ví un grupo de devotos mayores, me refiero a la edad, charlando en el patio y supuse que eran discipulos de Srila Prabhupada, por un lado me agrado verlos y por otro pensé lo mismo que manifiestas en tu artículo, como que son pocos tomando en cuenta que Srila Prabhupada visito México y siendo este un yatra que tiene varios años de existencia continua.
No conosco a esos discipulos de Srila Prabhupada así que por favor sepan que no es mi intención ofenderlos ni nada que se les paresca , pero sinceramente se sienten alagados de ser separados de la comunidad?.
Alguien puede ver esa acción como una actitud de respeto pero también siendo rebuscados podemos compararlo como cuando tenemos un pariente con una enfermedad contagiosa, lo seguimos queriendo pero mejor no acercarnos a ellos.
No hubiese sido mas agradable y ejemplificador aprovechar esa fecha y ser uds. los que sirvieran el prasadam al resto de la comunidad?, como lo hacía Srila Prabhupada cuando comenzó a hacer sus primeros programas, en occidente?.
Con tantos años en el movimiento no tengo dudas que lo han hecho miles de veces , hagan un ejercicio de memoria y recuerden la sensación tan gratificante de ver a los devotos tomar prasadam .
mientras los servimos.
Pero bueno, la consigna sigue siendo: "Dime que comes y te diré quien eres".

Todas las glorias a Srila Prabhupada!

ALPE dijo...

El problema siempre ha sido el "idealismo espiritual", donde "todo es felicidad".
Y claro, el orgullo de sentirse el mejor y el sabelotodo. Por eso en los templos abundan los pedantes.

Peter dijo...

una pregunta, porque le dice Elvira a Virabahu Prabhu? No creo que este insinuando que es gay o algo asi, no le parece innecesario ofender a un devoto de esa manera. Que hizo el para que le ponga un nombre de mujer?

Radha Krishna das dijo...

El nombre "Elvira" para Virabahu das no tiene nada que ver con alguna insinuación de que sea gay. Es simplemente que en Los Angeles, los devotos de origen hispano siempre decían, al referirse a él, "El Virabahu", de allí "El Vira" lo que culminó con Elvira. Si dices Elvira esto o Elvira lo otro, siempre se sabe a quién te estas refiriendo.

Radha Krishna das dijo...

Un ejemplo de lo anterior sería preguntarle a alguien: "Y Elvira, ¿qué onda?". A lo que te responderían: "Llegó hace dos semanas, pero nadie lo ha visto". Esto es, por supuesto, más nice y lúdico que cuando él se refiere a mí como un "ateo".

Radha Krishna das dijo...

Cuando yo vivía en Los Angeles, los devotos me decían Radha Krishna, y de allí RK, o Erreka. De allí, esta progresión pasó a un nuevo nivel para convertirse en "Erre Cálido", término que el mismo Virabahu usaba en sentido fraternal. Pues "Elvira" es lo mismo.

Radha Krishna das dijo...

Por tal motivo, nunca he visto yo ni nadie más el término "Elvira" como una ofensa sino un término de cariño que se dio en la vida cotidiana y en forma recíproca multilateralmente. Quizá ahora él ve todo de manera distinta por recibir adoración, lavado de pies, y alabanzas continuas, y quizá quienes participan en esa dinámica no lo entienden. Pero como en El Tambor estamos tratando de humanizar a estos gigantes de la deovción, nos quedamos con el término de cariño.

xavier dijo...

Compadre RRRR, KKKK
los gringos tiene esa mal forma de npo decir los nomberes compltitos en sanscrito solo dicen las iniciales ese es otra cosa que los latinos no saben y
los gringos tambien hicieron una cancion famosa a El vira